Tomados de la mano paseamos mi corazón y yo, conversábamos acerca de nuestras asechanzas, de nuestras historias, de unos cuantos amores y hasta de algunas tristezas; fue una charla extensa pero interesante, el sol llegaba y de repente se iba, hasta la luna se quedó dormida porque seguíamos ambos en una amena platica.

Fragmento del poema: Mi corazón y yo
Autor: Emiliano Troccoli
Derechos Reservados

Por admin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Enter Captcha Here : *

Reload Image

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.